Simone y Lola

Desde el primer día en La isla de las tentaciones 3 Lola se apoyó en Simone. Ella es la novia de Diego y se dejó llevar mucho en su relación con el italiano, casi cae en la tentación. No obstante, ahora ha dicho que está muy enamorada de su novio y quiere arreglar su relación.

“No puedo seguir abrazándole, ni mirándole, ni sonriendo, ni nada de nada. ¿No se da cuenta de que estoy poniendo distancia y todavía viene a absorberme? Me agobia.»

De esta menera se expresó Lola hacía Siomone, al tiempo que le ha contado a sus compañeras que no le apetece estar con él.

“No me he dado un beso con Simone porque no me sale. No me imagino otra boca que no sea la de Diego.»

Después de desahogarse con sus amigas dentro del programa, Lola decidió hablar con Simone de forma sincera. 

«Me he dado cuenta de que estoy enamorada de mi pareja, quiero a mi novio y quiero arreglar mi relación. Quiero que vea que he puesto distancia.”

El italiano le respondió de inmediato que la entendía, pero que no se lo esperaba.

“Ahora igual voy a ser un poco frío. A mí cuando a una persona no la veo sincera no puede estar cerca de mí ni un segundo»

Simone mira a Lola
Lola dice que quiere arreglar las cosas con su novio Diego pero se mete a la cama con Carlos y alguien más, ¿es un trío?

Útima cita de Lola y Simone

A pesar de ya haber marcado un distanciamiento, a Lola y Simone les tocaba realizar una cita, porque ya estaba pautada en La isla de las tentaciones 3. Ella trató de conversar con el soltero para pasarla bien, pero todo terminó con ella muy enfadada.

“Me ha gustado por muchos días estar contigo, pero he empezado a ver defectos que me han molestado.”

Con estas palabras comenzó la cita la novia de Diego y de inmediato el italiano le reprochó expresando lo siguiente:

«No tenía ganas de hacer la cita contigo. Tú estás aquí haciendo un papel, es lo que pienso. Hace un minuto estabas en la piscina dándome cariño.»

Eso fue lo que causó el enfado en Lola y que se fuera de la cita de inmediato. Admitió que pudo confundirlo pero que con ofensas no puede hablar con él, por eso se fue.